EL SECRETO DE LA VIDA ES SABER CUANDO IRSE; Por Claudio Hugo Naranjo
  • Categoría de la entrada:RELATOS

La mujer sabe un año antes que va a dejar a su pareja, se toma su tiempo, pero sabe cuándo irse; el hombre se da cuenta que algo ocurre, una semana antes del estallido. La mujer es tiempista y juega al ajedrez de la vida en simultáneas. Puede ver las jugadas mucho antes porque las juega de pie, parada y caminando todos los tableros. El hombre, sentado, solo logra ver su tablero y cree tener la partida asegurada. Es una partida que ya perdió antes de mover las fichas.

Esto es trasladable a todos los órdenes de la vida, no solo en los afectos. El secreto de la vida es saber cuándo irse. ¿De dónde? De todos lados. El artista, aquellos que con una guitarra y su voz deslumbran en cualquier reunión, saben cuándo es el momento de la última canción. Ellos también son tiempistas, saben que la presa, si su olfato depredador falla, fue una noche perdida; por lo general saben cuando irse.

Un boxeador trabaja la pelea un round tras otro, pero sabe por su instinto natural en el combate, cuando es el último round. Por lo general termina en nocaut. Ellos saben como la mujer o el artista, en sus primeros movimientos… ante quien están. Es cuestión de tiempo. Es cuestión de saber cuándo irse de la casa, la reunión o el ring.

Parecen a simple vista acontecimientos encadenados que todos practican. Pero no. Pocos son los que se preparan en los primeros años de la vida para ver bajo línea de flotación. Es un arte cambiar de avión en el aire o fumar debajo del agua, es el secreto de la vida que no se compra con dinero en ningún instituto de altos estudios. Es un bien común que está allí, en los entramado y vericuetos ocultos de nuestras vidas.

Un líder natural no conduce desde la vanidad que otorga el Poder. Los líderes conducen desde las sombras. Maquiavelo era eso y lo cuenta en su maravillosa obra “El Principe” –aconsejo interpretada desde Napoleón- Nicolás supo cuando irse, Bonaparte interpretó la obra, pero no quiso o no supo retirarse a tiempo. Y lo aguardaba Santa Elena.

Juan Domingo Perón condujo un Movimiento de masas, dice la historia. Perón no condujo. Fue Evita quien condujo al Movimiento desde la sombra del General. Perón jamás volvió  a ser el mismo muerta Eva. Ya no estaba la conductora. Ella, también supo cual secreto de la vida… cuando irse.

Los gobiernos creen que conducen las naciones, porque ganaron las elecciones. Error. Conduce el pueblo los destinos de los pueblos. Sin embargo, ellos aún creen –los gobernantes- que conducen las naciones. El pueblo sabe cuándo irse. Ellos nunca lo perciben. Porque no saben cuál es el secreto de la vida, que es saber cuándo irse.

El irse a tiempo, es dejar un lugar vacío en el espacio, pero será un lugar que nadie sabrá ocupar sino supo leer qué dejó el que se fue en la oscuridad de las intrigas. De las palabras o frases que no fueron oídas. El secreto de la vida es también rescatar del aire lo que el resto no oye. Es oír lo que el otro no dice. El silencio del otro –si se lo interpreta- es leer la vida.

Deja una respuesta