Parte XVIII: «CRISTINA TIRÓ UNA ‘BOMBA’ QUE NADIE OYÓ»; por Claudio Hugo Naranjo

“Educando a Cristina” es el largometraje que ayer en la Feria del Libro presentó el multifacético director de cine, Alberto Fernández, en su cuarta edición (2007-2011-2017 y 2019), recordemos que solo la dirigió en la primera versión del año 2007; tanto en el 2011 como en el 2017 estaba dirigiendo a otros actores.

El ex jefe de Gabinete, que supo ser el conductor del kirchnerismo porteño, dijo después de la derrota en 2011 en ese territorio, “Que se privilegió a los militantes de La Cámpora por su “obediencia” sin ver su “insuficiencia a la hora de colectar votos”. Además cuestionó el personalismo de Cristina a la hora de “manipular” listas, la exclusión de los aliados y le cargó a la Presidenta “el mayor peso” en la derrota frente a Macri.

Ya en el año 2017, decía Infobae: “Faltan casi 40 días para el cierre de listas en la provincia de Buenos Aires y como suele suceder cada año que hay elecciones, a medida que se acercan las fechas de definiciones se suceden movimientos políticos importantes. Quizás el más relevante de esta semana fue la salida de Alberto Fernández del Frente Renovador de Sergio Massa para asumir como jefe de campaña de Florencio Randazzo en la interna peronista de la provincia de Buenos Aires”.

También en ese ‘Café Político con Infobae’ contestaba una pregunta para colgar como un cuadro de la pared del comedor:

–¿Y en esa reformulación qué lugar debe ocupar el kirchnerismo?

¿Los seguidores de Cristina? –Pregunta el multifacético Fernández- El que ellos quieran. Si me pidieran un consejo, que no me lo piden, les diría: ya tuvieron su tiempo, hicieron lo que quisieron y se equivocaron lo suficiente como para que hoy Macri sea presidente; denle la oportunidad a otros.

Dicho esto, vuelvo a notar que los medios de comunicación que ayer transmitieron en cadena nacional, no vuelven a ver lo obvio, Cristina presentó en sociedad –en modo  sublime- a Alberto Fernández no como Jefe de Campaña de ella, sino a ella como Jefa de Campaña de Fernández. La ‘bomba del año’ les estalló en sus propias narices y no vieron ni cuando se encendió la mecha, que fue en la primerísima parte del relato.

‘Sinceramente’ fue el Renunciamiento a su candidatura que este medio viene sosteniendo en el tiempo y la primera prueba de Cristina, de insertar en sus adherentes, a su candidato. La Cámpora se va a tener que fumar, ahora sí, a la nueva Cristina, que es aquella que no sabe quiénes son D’Elía, Boudou ni Milani. Hoy la letra la está poniendo Alberto Fernández y la película es dirigida y protagonizada por el mismo Fernández.

Cristina Fernández es senadora nacional hasta el año 2023, no necesita fueros, Máximo será reelecto como diputado nacional y es muy probable que Florencia –al no tenerlos- se quede a vivir en Cuba hasta que la Justicia se olvide de ella.

Alberto Fernández no es Daniel Scioli en una contienda electoral, a jugado en todas las ligas y en todos los equipos, no va a ser fácil engancharlo en off side porque no tiene ninguna causa rodeándole la manzana y conserva un buen caudal de fina oratoria. Estoy describiendo a un personaje que fue nombrado varias veces por la ex presidenta y los medios no lo vieron e hicieron más hincapié en el centro que le tiró a Donald Trump.

La observación de Cristina en nombrar al Perón del 73’, junto a José Ber Gelbard, ministro de economía de tres presidentes en ese año, no fue casualidad; La Cámpora habrá tomado nota, ya que los Montoneros le criticaron tanto a Héctor Cámpora como a Perón ese nombramiento. Pues, era el hombre que el General quería para la gran concertación nacional que intentó al llegar al Poder por tercera vez.

Otra movida de Cristina en su discurso de ayer, fue la mención de Roberto Lavagna –se vieron caras muy raras en las primeras filas-, quién bajo la conducción de Eduardo Duhalde, lograron en el 2002 que el Boeing no se estrellara; en ese entramado político de Cristina-Fernández están quedando afuera los pibes de la Revolución. No sea cosa que el ex ministro de Duhalde pegue el salto hacía el nuevo kirchnerismo y se convierta en el José Ver Gelbard de Cristina y Fernández.

Cristina, ‘Sinceramente’, dijo ayer muchas cosas, que los medios… ¿no vieron o no quisieron ver? Esa es mi única duda.

Deja un comentario

Cerrar menú