Sergio Massa se va con Alberto y Cristina… lo anuncia hoy; por Mariana Dorrego
Sergio Massa

Está nota fue escrita el 22 de mayo por Mariana Dorrego, hacía horas que Cristina había nominado a Alberto Fernández como su candidato a Presidente, ese 22 de mayo a Mariana y a Cómo Te Explico pocos le creyeron. Massa se estaba por suicidar. Lean y verán las cosas que pasaron en menos de un mes:

La pieza que falta en la foto en el armado de Alberto y Cristina es la de Sergio Massa. Podría ser también Roberto Lavagna, pero el ex ministro de Economía no tiene algo que el tigrense conserva. Manejo territorial.

Aun desgastado porque nunca terminó de ser lo que prometía en 2013, Massa juega a ser la moneda que incline la balanza ante una elección muy apretada. Un análisis profundo después de la noticia del sábado dice que Cristina Fernández volvió a cometer tal vez su último error en la política antes de terminar en el 2020 en prisión. La debilidad quedó expuesta y Massa que es recurrente a cometer los mismos errores, en él, se resalta el ‘oportunismo’ y a destiempo, volverá con Alberto y Cristina, y es muy probable que lo anuncie hoy, dejando Alternativa Federal.

Si acepta sumarse al peronismo unido, bajo el liderazgo de Cristina, una opción sería que vaya como único candidato a gobernador de todo el universo justicialista. Se trataría de una movida difícil de digerir para los intendentes del Conurbano, aunque nadie está en condiciones de discutir hoy una orden de la jefa.

Massa sabe que su caudal electoral no le alcanza para llegar este año a la Casa Rosada pero tampoco se va a correr tan fácil. Su principal argumento hasta hace un par de meses era que Cristina perdía el ballottage con Mauricio Macri –según todos los sondeos– y por eso la opción era él, que sí tenía chances firmes en noviembre. Esa noción se esfumó.

Si el líder del Frente Renovador se une al justicialismo, la grieta quedará marcadísima y mejorará las chances de la actual oposición; si mantiene su propio camino en Alternativa Federal la primera consecuencia será dividir el voto peronista y casi entregará la reelección a María Eugenia Vidal, otorgando además un aire triunfal al oficialismo de cara al casi inevitable ballottage.

Al ex jefe de Gabinete lo vienen tentando los principales escuderos de Cristina y Máximo Kirchner, creen que con Massa adentro es posible derrotar a Macri en octubre sin necesidad de ballottage. Pero Massa tiene experiencia y, por ahora, va a pedir más de lo que pueden darle. Esto, suponiendo que tenga interés real en negociar, quizás solo se trate de mantener al adversario cerca.

Deja un comentario

Cerrar menú